lunes, 8 de febrero de 2010

¿Quién dijo que todo está perdido...?

Escribí esta breve carta a mi amigo poeta Minor Arias Uva, donde resume mi sentir y proyección para lo que viene.

Aceptar con valentía y tolerancia esta nueva derrota es el principio para entender lo que viene, así como para ubicarnos mejor en este nuevo panorama.

Estimado Minor:

Usted lo ha dicho, hay una juventud pujante y con nuevas ideas, me refiero a una juventud que llega incluso hasta los 40 cumplidos.

Los que hemos dado luchas como en la Defensoría contra un nombramiento espurio, como el movimiento contra el continuismo y los abusos aristas y políticos en general, no cesamos y no nos rendimos, lo único que necesitamos es apoyo de la gente, que dejemos el berreo y empecemos a actuar como corresponde a honorables costarricenses. Y digo honorables, sí, porque hablo de valores que hemos perdido, el honor es una virtud que vale más que muchos millones. Me gustó mucho la campaña final del PAC, Gente contra millones, porque eso somos al final: GENTE, y buena gente.

Aunque ya son muchas luchas perdidas, quizás sea necesario que así sea, cada pueblo democrático tiene lo que quiere, y el nuestro sigue decidiendo por esto, así que aunque ellos no lo sepan, muchos aquí seguimos trabajando y luchando para defenderlos.

Además, en Costa Rica todavía el poder no solamente lo define la política y la economía, habemos más que somos sociedad y que podemos realizar organizaciones cívicas FUERTES, llenas de gente que actúe, no que berree, porque de esos ya somos muchos. Sigamos en el camino, que aquí no acaba y para Costa Rica los cambios se vienen tarde o temprano, porque Costa Rica exije respeto.

Cuando estas organizaciones cívicas hagan un llamado, los necesitamos ahí, aportando un poco de tiempo no comprado, para apoyarnos y apoyarse, para apoyar a que Costa Rica recupere su democracia y legitimidad institucional, que recupere la clase media poderosa que teníamos y logremos mejor calidad de vida para la mayoría digna del país.

Un abrazo para todos quienes reciben este correo, aceptemos con valentía y el corazón huracanado de nuevo valor para lo que viene.

4 comentarios:

Ulysita dijo...

Gracias a Dios vivimos en un país libre, y ayer usamos esa libertad para votar por la Costa Rica que queremos, si por que seguimos queriendo a Costa Rica por eso somos respetuosos de la mayoría del pueblo tico, pero no por eso nos vamos a desentender de este pedacito de tierra. Independientemente del color político ahora somos ticos unidos por el mismo fin, engrandecer a Costa Rica

Alejandro C. Trejos C. dijo...

La democracia de CR es excelente, pero no es solo votar, tambien hay que participar e involucrarse

Mae Moto dijo...

Hace 500 años un grupo de corruptos degenerados pensaban que las mujeres no tenían derechos como los hombres.

Si en ese momento se hubiera hecho un referendum, muchos hombres no hubieran deseado arreglar las cosas.

Hoy un grupo de degenerados piensan que aquellos que luchamos por la igualdad de oportunidades, por la justicia social, no tenemos derecho a manifestarnos, pero estan muy equivocados.

Aquellos que abandonen esta lucha no son los representantes adecuados para oponerse a la ola de corrupción que trata de sumergir a Costa Rica.

Debrus dijo...

Don Alejandro, la democracia de Costa Rica está limitada, pero es cierto, tenemos más que unas elecciones para manifestarnos y Maemoto lo dice muy bien.

Quién dijo que todo está perdido, hacemos muchos que venimos a ofrecer nuestro corazón, de eso se trata, es la hora mejor para estar vigilantes y ejercer control político, para manifestarnos de las maneras que podemos cuando vuelva el abuso y los maltratos por exceso de poder.

Yo estaré aquí, para enfrentar los abusos cuando corresponda.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...